Recomendaciones generales para elegir buzones de correo

Para asegurar la durabilidad y la practicidad, es necesario pensar en las ventajas y las desventajas de los distintos tipos de buzones de correo que existen en el mercado. Y es que además de perder tiempo y dinero, la mala elección pudiera traerte problemas más serios derivados del extravío de correspondencia importante. Sigue estos consejos a la hora de elegir tu buzón para que sea lo ultimo de lo que debas preocuparte.

Elige el material correcto

La mayoría de los materiales con los que fabrican los buzones de correo, duran varios años (inclusive los de madera, puesto que se elige la de alta resistencia y adicionalmente, se le da un tratamiento químico que potencia su resistencia); sin embargo hay algunos que duran más que otros. Ten esto en cuenta si lo que quieres es instalar y olvidarte del asunto por un buen tiempo o si quieres algo funcional que no cueste mucho y que te facilite modernizar tu entrada cada cierto tiempo.

Averigua dónde lo colocarás

Generalmente quedan expuestos, sin embargo, puede que quieras colocarlo a resguardo bajo un porche, un árbol frondoso o bajo la aleta de tu techo. Esto es importante si quieres mantenerlo en el mejor estado posible. Recuerda que los buzones de correo de aluminio por ejemplo, resisten bien a la oxidación, por lo que pueden estar por completo a la intemperie; pero los de hierro en cambio, requerirán de un tratamiento anticorrosivo inclusive cuando estén a resguardo debido a que la humedad del ambiente los oxidará tarde o temprano.

Piensa en la seguridad de tus buzones de correo

Elige buzones de correo antivandálicos si quieres extremar precauciones y si tienes razones para preocuparte por que tu correspondencia caiga en manos de extraños. Estos no sólo resisten golpes y maltratos, sino que es realmente complicado que alguien sea capaz de forzar las cerraduras. Algunos incluso están conectados a los sistemas de alarma de diversas compañías de seguridad privada.